Industria reconoció en 2018 en un memorandum interno el fraude de los 2.000 millones

José Manuel Soria, ex ministro de Industria que ideó la manera de echar abajo las ayudas para desarrollo tecnológico.